lunes, 5 de agosto de 2013

La semana de las buenas vibraciones



Después de completar una buena semana de entrenamientos y de tener la sensación que los dolores y las molestias remitían y me dejaban entrenar empezaba una nueva semana. 

Una semana de prueba de fuego puesto que la intención era doblar 4 días con lo que por primera vez en los últimos meses iba a hacer 5 sesiones seguidas (2 el lunes, 2 el martes y 1 el miércoles).
Era la prueba definitiva para mi aquiles, mi pata de ganso, mi...en fin lo que ya sabéis.

El lunes empezaba fuerte (2x(8x350+2000)) Ese entreno ya lo había hecho 3 semanas atrás con lo que era una buena manera de ver si realmente estaba mejor que hace 3 semanas.

Los tiempos de los 350 fueron bastante similares en los dos entrenos pero lo tiempos de los 2000 no. Ya que si hace 3 semanas hice 6'20 y 6'18 esta vez hice 6'17 y 6'08. Pero lo más importante fue el pulso. 10 pulsaciones de diferencia en el entreno es una barbaridad y eso es lo importante. Cada vez se van estabilizando más abajo y eso para una prueba como el maratón es importantísimo.

Aquí os dejo una comparativa de estos dos últimos entrenos.

Por la tarde quedé con Jordi Escoriza y con Josep Mª Arnal, dos chavales (uno un pelín mas mayor que el otro) que entrenaran la próxima temporada conmigo.

Aproveché que yo tenía que rodar 10km para coincidir con ellos un rato y luego pautarles todos los ejercicios de acondicionamiento físico que tendrán que hacer en las próximas semanas.
Con el jiji y el jaja me metí 10km en 40'04 y, sobretodo, rebasé por primera vez la barrera de los 30km en un día.

Las sensaciones no podían ser mejores y veía como me estaba poniendo en forma.

El martes tenía que volver a doblar. Por la mañana rodar y pesas y por la tarde un rodaje mas corto.

Empecé el rodaje matutino y me dolían hasta las pestañas. Que narices me pasa? Será porque las series las hice con las Adidas Ace en vez de con las Energy Boost? Puede ser.

Arranque muy suave pensando que tenía que ser una sesión floja pero enseguida vi que algo no funcionaba. Me empezaba a doler la rodilla derecha por la parte externa y me limitaba mucho la zancada. Un paso por el km 5 de 21'40 (record negativo de esta temporada) denotaba que realmente algo no funcionaba.

Hasta que en el km 7 me tuve que parar. Una sensación de bloqueo me invadía la rodilla y me veía incapaz de dar un paso mas. Pero estaba a 3km del coche y 3km andando son como 90' en el Bernabeu de hace unos años (muy largos). Así que eché de tripas corazón y seguí rodando como pude hasta el coche y completar esos últimos kms a 4'00 el mil.

Dolorido y cabizbajo me cambié y me fui a hacer las pesas. Habrá que insistir en fortalecer el cuádriceps...pensé. A mi nunca me ha dolido la rodilla...

Hice las pesas sin mucho afán ni ganas pero las hice.

Al llegar a casa me tomé un voltaren y recé para que hiciese efecto ya que por la tarde me tocaba rodar y encima temprano ya que a las 19h tenía Indiba con Toni Roman (@toniromanfisio).

Empezaba a rodar a las 17.15 de la tarde y, a pesar de las sensaciones raras en la rodilla, completaba el rodaje de 12.5km en 49'17.
Acabé contento por cómo me había encontrado y por casi no notar nada en la rodilla.
El miércoles para acabar con la primera tanda larga de entrenos seguidos me tocaba un rodaje de 20km.

Al ser ya un poco largo y con este calor tenía preparado una botellita con el isotonico de @226ers.

Empezaba a rodar y la rodilla respondía mucho mejor que el día anterior. Las sensaciones eran buenas y completaba el rodaje sin muchas complicaciones.

Llegaba el jueves, el temido jueves. Esta semana ya tocaban 12km de ritmo elevado. Ya os contaba en el anterior post que la semana anterior me había gustado el ritmo pero no el gráfico del pulso.
Al ser ya 12km me preparé 2 botellas de isotónico de @226ers para bebérmelas en el km 4 y en el 8 y así paliar la deshidratación.

Ademas dejé las ACE y estrené unas BOSTON 3 que tenía en casa. Mejor amortiguación y respuesta.
Tenía mis dudas al empezar el entrenamiento pero estaba motivado. Es un entreno que si lo haces bien se disfruta mucho. Si no lo haces bien...

Los 2 primeros kms a 3'19 hacían presagiar un entreno plácido. Pero los 2 siguientes subieron a 3'20. Las sensaciones eran raras ya que parecía que corría mas rápido de lo que lo hacía.
El 5ºkm fue a 3'20 también (avituallando) y eso me dio moral e hice 3'18 en el siguiente.
El pulso iba mucho mas estable que la semana anterior y, sobretodo, mas bajo. 3'19, 3'18 y 3'18 fueron los km 7, 8 y 9 del rodaje a ritmo. Quedaban 3km y ya me veía ganador.

Así que empecé a acelerar vigilando que el pulso no se disparara en exceso. Así hice 3'16, 3'14 y 3'04 en los últimos 3km. Además la sensación fue de poder haber hecho varios kms mas a esos ritmos.

21km el jueves por la mañana y me quedaban los 10 de la tarde. Antes de entrenar me pase por @osteodynamic para que Toni Roman (@toniromanfisio) me hiciese el tratamiento con Indiba.

Me comentó que lo veía mejor que nunca. Mi respuesta fue: MIERDA!!!! A partir de ahora me va a doler seguro. Fijo que el tio ese de la Ley de Murphy me viene a visitar!!!!

El rodaje de la tarde fue raro, raro, raro. Empecé con muchas molestias musculares y poco a poco fueron desapareciendo hasta tal punto de acabar rodando bastante bastante rápido para ser un doblaje.

El viernes siguieron pasando cosas raras. Quedé con Nacho para rodar y hacer unas pesas y empezamos a rodar. Teníamos claro que tenía que ser un rodaje suave.

Pues bien, tranquilos tranquilos fueron los primeros 10km que pasamos en 40'30. A partir de ahí me puse a tirar. 3'41, 3'39, 3'30 (de Nacho) y 3'26. Lo mejor es que el pulso iba extremadamente bajo. Sería yo que había dado un salto de estado de forma. Serían las Adistar Boost...No se. Lo que sé es que iba rápido y con pulso lento.

Después del rodaje, a las pistas del Prat para hacer unas pesas y unas rectas de 100m para transferir.
Poco a poco he ido consiguiendo meter todos los medios de entrenamiento. HA sido una obra de paciencia y de artesanía pero hecho está.

Por la tarde, 10km de rodaje mas para la saca.

Llegados a este punto me doy por satisfecho ya de esta semana. Ha sido la primera vez que he hecho dos veces dos doblajes seguidos en 5 días. Para mi es un triunfo sobre mi aquiles.

Pero me quedaba la prueba definitiva. El interval del sábado.


Llevaba desde marzo sin hacer series cortas y la verdad es que me daban respeto. No por la intensidad sino por el tipo de entrenamiento que hacía mucho que no lo hacía. Además sabía que muy rápido no podría ir.

Con esa incertidumbre me dirigía el sábado al Parc Nou. Allí me esperaban Jordi, Miquel, Miguel Angel, Xavi, Jose, Jaume y Artur Bossy. Todos forman parte de mi grupo de entrenamiento. Para Artur era la primera toma de contacto con ellos y conmigo como entrenador. Él está de pretemporada y vino mas que nada para ver el Parc Nou. Salió encantado!!!!

Calentamiento con el grupo. Un poco de técnica y unas rectas con Artur y empezaba mis 20x200 recuperando 40". En las 1as series me echó una mano Artur haciendo 100m. Para él suave. Para mi...dejemoslo...

Acabé mis 20x200 a una media de 33"5. Contento por haberlo hecho y precavido por ver cómo me levantaba al día siguiente.

Al llegar a casa tenía una nueva sorpresa: tarde de compras!!!! Lo peor para mi tendón pero por suerte algo cayó...

El domingo tocaba rodaje largo. 90'. 24km. En estos rodajes son de los pocos que me gustan empezar mas ligerito y así luego no tener que progresar tanto.
En esta ocasión para poder avituallar iba a hacer una vuelta de 8.2km, otra de 7.2km, nuevamente la de 8.2km y finalmente 400m para cuadrar distancias.
Empecé bien. Rápido para lo que yo acostumbro (4'20) y pasé el 5k en 20'32. El pulso seguía bajo (boost o yo??) y hacia el siguiente 5k en 19'xx. Iba bien. Casi no sudaba por lo que el avituallamiento hoy no iba a ser tan imprescindible. Siguiente 5k en 18'48 e iba alucinando. EL pulso sigue sin subir... En el siguiente 5k afloje un poco. No me di cuenta pero hice 19'06. Poco me importó ya que empecé a acelerar un poco ya que solo quedaban 4km. Al final fueron 24km a una media de 3'50 y a un pulso de 153 pulsaciones.
174km han golpeado sin piedad mis piernas. Han sido 2 semanas de carga progresiva (la anterior fue de 150) y ahora me viene una de descarga para luego afrontar el primer puerto de montaña de la preparación (170-190km). Si supero esas semanas estaré preparado para afrontar el resto.

2 comentarios:

Raúl Muñoz dijo...

De mica en mica, tot i que amb certes "rareses" vas recuperant sensacions. Això és bo. La càrrega de kms és important i si finalment has aguantat bé, doncs oli en un llum.
Ànims!!!!

Félix Cuesta dijo...

Hola Carlos de cuantos kilómetros estamos hablando en tu semana de descarga...?